San Juan
Nubes dispersas
14
23º - 14º
53%
10.16 km/h
San Juan
Nubes dispersas
14
23º - 14º
53%
10.16 km/h
Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram

Es inminente la detención del empresario de medios denunciado por violencia

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram

Tras el escandaloso audio que trascendió en el aire de radio Bohemia 100.1 en el que se devela a toda luz un episodio de violencia por parte de Rodolfo Ridao contra la locutora Claudia Vázquez, la Policía busca intensamente al dueño de dos radios locales (FM de Clásicos y Bohemia). 

Las versiones respecto de su paradero son varias. Por estas horas se habla que Ridao hasta estaría fuera del país ya aunque la Policía trabaja sobre un par de hipótesis firmes para dar con él. En las primeras horas se pensaba que el empresario radial se iba a presentar por sus propios medios a la Justicia pero a medida que avanzó el tiempo y se conoocieron mayores detalles de la violencia que ejerció sobre la locutora, inclusive varios de sus empleados comenzaron a renunciar a las labores que desempeñaban en ambas emisoras.

Ridao maltrató, insultó y amenazó a Claudia Vázquez, la conductora de «Las mañanitas de Radio Bohemia», quien tuvo que renunciar ahí mismo para después radicar una denuncia por el ataque sufrido. 

En la comisaría Vázquez mostró las marcas que su jefe le dejó en el cuello y en los brazos, y relató cómo irrumpió en el estudio en pleno programa. “Llegó a amagar con tirarme la silla por la cabeza y amenazó con matarme si hacía la denuncia», le aseguró la conductora radial a varios medios televisivos nacionales que la entrevistaron este martes por la tarde.

Pr eso el juez Matías Parrón, a cargo del Quinto Juzgado Correccional, ordenó este miércoles la detención de Ridao, quien se encuentra prófugo hasta el momento. 

El martes por la tarde y a horas de lo sucedido un grupo de trabajadores de ambas emisoras se despacharon en un video publicado en YouTube defendiendo a Ridao pero debido a la exposición que tuvo el caso, luego tomaron otra postura, se definieron y renunciaron a sus lugares de trabajo.

Se definieron

“Amigos y colegas, quiero comunicar públicamente mi renuncia a Radio de Clásicos. Y no creo oportuno haber participado en el video, intentando mantener nuestras fuentes de trabajo, siendo casi obligados a llevarlo a cabo. Y más allá de mis diferencias con Claudia, repudio de manera tajante y total; la violencia de género en todos sus aspectos. Tengo mamá, mujer y un bebé hermoso por el cual seguir luchando y trabajando. Pero no lo haré más desde un lugar donde siempre intentan inmiscuirte en problemas ajenos, en el que por necesidad, no se como hice para estar tanto tiempo. Buscaré un medio donde pueda trabajar tranquilo y brindar todo lo hasta hoy aprendido. Sepan disculpar el instinto por seguir trabajando», escribió en su descargo completo Cristian Navas.

El otro que primero defendió a Ridao y luego renunció a la radio fue Sergio Carelli quien también usó las redes sociales: “Quiero comunicar públicamente mí renuncia indeclinable al programa Clásicos de Mañana y a Radio de Clásicos 90.9 . En la tarde de hoy (por ayer) grabé un video, conjuntamente con mis compañeros, defendiendo mí puesto de trabajo pero con la ÚNICA intención de exponer EL TIPO DE RELACIÓN LABORAL que YO mantenía con Rodolfo Ridao, en ningún momento me refiero ni me referiría a la situación que se suscitó en Radio Bohemia por el simple motivo de que en ese momento yo no me encontraba en el lugar. Pido disculpas públicas si se interpretó de otra manera, o si no fui lo suficientemente claro. No es mí intención ofender a nadie y mucho menos a ninguna mujer, pero si así lo hice, PIDO DISCULPAS. No es tolerable ni va a ser posible llevar a cabo un programa en una situación tan pero tan delicada y grave cómo esta, es por eso que decido dar un paso al costado, a pesar de lo difícil que puede ser conseguir trabajo y llevar adelante una familia hoy por hoy en la situación en la que vivimos. Mí pasión por la radio es enorme, pero mí respeto ante semejante situación es aún mayor», escribió.  

Cerrar